Periódico elDinero

Mercado global

Pompeo afirma que matar a Soleimani “fue la decisión correcta” y recalca que EEUU “hizo bien”

Europa Press Por: Europa Press Irak 0 Compartir 7 de enero, 2020
mike pompeo

El secretario de Estado de Estados Unidos, Mike Pompeo, ha afirmado este martes que matar al general iraní Qasem Soleimani “fue la decisión correcta” y que Washington “hizo bien” al ejecutar el bombardeo contra él en la capital de Irak, Bagdad.

“El Departamento de Defensa hizo un trabajo excelente”, ha defendido, antes de recalcar que el presidente estadounidense, Donald Trump, “tenía todo el derecho legal” para llevar a cabo el bombardeo, que “se ajusta perfectamente” a la estrategia contra Teherán.

Así ha asegurado que el presidente contó “con todo detalle” antes de adoptar la decisión sobre el ataque. “Le dimos la mejor información no sólo de la comunidad de Inteligencia, sino de los equipos que tenemos sobre el terreno”, ha incidido.

“Evaluamos los riesgos relevantes y la oportunidad que pensamos que podría presentarse en algún momento”, ha manifestado Pompeo, quien ha reiterado que Soleimani estuvo implicado “en una masacre en Siria y en una enorme destrucción en países como Líbano e Irak”.

“Luego vimos como continuaba la campaña de terror en la región”, ha dicho. “Si se busca la inminencia (para justificar el ataque), no hay que mirar más allá de los días que precedieron al bombardeo contra Soleimani”, ha explicado.

En este sentido, ha hecho referencia al ataque con proyectiles ejecutado contra una base militar en los alrededores de la ciudad iraquí de Kirkuk, que se saldó con la muerte de un contratista estadounidense y con varios soldados iraquíes y estadounidenses heridos.

“Podíamos ver claramente la continuación de los esfuerzos en nombre de este terrorista para construir una red de actividades que iba a llevar, potencialmente, a la muerte de muchos más estadounidenses”, ha argüido.

Por otra parte, ha descrito como “propaganda” las informaciones que apuntan a que Soleimani se encontraba en Bagdad en una misión diplomática. “¿Alguien se cree eso?”, se ha preguntado.

“¿Hay alguna historia que indique que es remotamente posible que este amable caballero, este diplomático de gran orden, Qasem Soleimani, había viajado a Bagdad con la idea de llevar a cabo una misión de paz?”, ha cuestionado.

“Sabemos que esto no es verdad”, ha manifestado, al tiempo que ha acusado al ministro de Exteriores de Irán, Mohamad Yavad Zarif, de ser “un propagandista de primer orden”. “No es nuevo. Hemos oído estas mismas mentiras antes”, ha incidido.

De esta forma, Pompeo ha recalcado que Soleimani “no estaba allí en una misión diplomática intentando resolver un problema”, antes de afirmar que ha visto las informaciones que apuntan a que el general iraní participaba en un esfuerzo para rebajar las tensiones con Arabia Saudí.

“He hablado de forma extensa con mis homólogos saudíes. Dejaré que sean ellos los que revelen el contenido de sus mensajes, pero puedo asegurar que comparten mi punto de vista, que no estaba allí representando ningún tipo de acuerdo que fuera a reducir el riesgo para la vida de estadounidenses”, ha puntualizado.

“CONFRONTAR Y CONTENER”

En otro orden de cosas, el secretario de Estado estadounidense ha destacado que Washington “ha puesto a Irán en un lugar en el que no había estado antes” y que ha forzado a Teherán a “hacer algunas elecciones muy difíciles”.

“Esto es un cambio respecto a dónde estábamos hace ocho años. No es político. Las administraciones previas hicieron una elección diferente. Eligieron asegurar y apaciguar. Nosotros hemos elegido confrontar y contener”, ha explicado.

Pompeo ha indicado que considera que la postura estadounidense bajo la Administración Trump “es exitosa”. “Creemos que será exitosa a la hora de lograr que Irán se comporte como una nación iraní”, ha dicho.

Así, ha apuntado que a través de esta vía “se les negará la capacidad de mantener su programa nuclear y amenazar no sólo a los estadounidenses (…), sino crear una estabilidad mejorada en todo Oriente Próximo”.

“Nuestra política sobre Irán se fundamenta en proteger y defender la patria y garantizar la seguridad de las vidas estadounidenses. Sé que los esfuerzos que hemos hecho, no sólo la última semana con el bombardeo contra Soleimani, sino la estrategia que hemos empleado, ha salvado vidas estadounidenses”, ha zanjado.

LA MUERTE DE SOLEIMANI

Soleimani murió junto al ‘número dos’ de las Fuerzas de Movilización Popular (FMP), Abú Mahdi al Muhandis, y varios milicianos iraquíes y militares iraníes en un bombardeo ejecutado por Estados Unidos en el aeropuerto de la capital de Irak, Bagdad.

Washington argumentó que llevó a cabo el ataque “para proteger al personal estadounidense en el extranjero”, a raíz de las protestas contra su Embajada en Bagdad en protesta por otro bombardeo en el que murieron 25 miembros de las FMP.

Los bombardeos contra las FMP fueron ejecutados en respuesta a la muerte de un contratista estadounidense en un ataque con proyectiles contra una base militar situada cerca de Kirkuk.

El Gobierno iraquí ha condenado estos ataques por parte de Estados Unidos y ha recordado que las FMP son un elemento fundamental en la lucha contra Estado Islámico.

En este sentido, ha denunciado que los bombardeos fueron llevados a cabo de forma unilateral y violando los acuerdos alcanzados con la coalición internacional que lidera Washington en la lucha contra los yihadistas.

Por ello, el Parlamento iraquí aprobó el domingo una moción que exige la expulsión de las tropas estadounidenses del país y obliga al Gobierno a comprometerse a hacer público cualquier acuerdo que alcance en el futuro para la presencia de asesores y formadores militares extranjeros.

Durante la jornada del lunes, el Ejecutivo iraquí limitó las actividades de la coalición internacional y las redujo a los trabajos de entrenamiento y asesoría, prohibiendo sus movimientos por tierra y aire.