Periódico elDinero

Destellos económicos

Un grito necesario para enfrentar el cambio climático

Marcos Cadet Por: Marcos Cadet 0 Compartir 26 de septiembre, 2019

Se necesitan miles de gritos y de voces más en todas partes del mundo para enfrentar el cambio climático y, tal vez, más necesario aún, producir muchas acciones que comiencen por cada uno de nosotros como individuos, actores políticos y empresarios, como ciudadanos globales, con hechos concretos desde la forma en que disponemos de los desechos sólidos, el uso de los recursos naturales, la protección del medio ambiente y la conservación de las especies marítimas y terrestres.

El grito de Greta Thunberg, la activista ambiental de 16 años, de nacionalidad sueca, estremeció los cimientos de la Asamblea General de la Naciones Unidas en Nueva York, en el marco de la Cumbre de Acción del Clima que se celebró el pasado lunes 23 dando inicio al 74º período de sesiones de la Asamblea.

“Nos están fallando. Pero los jóvenes están empezando a entender su traición”, advirtió Thunberg. Lo más dramático de sus palabras, con voz fuerte y enojada, fue cuando lanzó la pregunta: ¿Cómo se atreven? Con la cual matizo su mensaje y reflexión sobre el grave problema del cambio climático. La joven, que se ha convertido en un símbolo mundial de la lucha contra el cambio climático, movió a miles de jóvenes en el mundo entero para realizar protestas pacíficas en busca de acciones de los líderes políticos para contener el daño ambiental. Vale la pena citar sus propias palabras para entender la valentía de su mensaje en el momento actual y el contexto político internacional.

“Todo esto está mal. Yo no debería estar aquí arriba. Debería estar de vuelta en la escuela, al otro lado del océano. Sin embargo, ¿ustedes vienen a nosotros, los jóvenes, en busca de esperanza? ¿Cómo se atreven? Me han robado mis sueños y mi infancia con sus palabras vacías. Y, sin embargo, soy de los afortunados. La gente está sufriendo. La gente se está muriendo. Ecosistemas enteros están colapsando. Estamos en el comienzo de una extinción masiva. Y de lo único que pueden hablar es de dinero y cuentos de hadas de crecimiento económico eterno. ¿Cómo se atreven?”.

La Cumbre de Acción del Clima convocada por el secretario general de la ONU, Antonio Guterres, reúne en Nueva York a unos 60 líderes de diferentes países que han prometido profundizar sus planes contra las emisiones de gases de efecto invernadero. La exigencia de Guterres fue que para hablar en dicha cumbre había que presentar propuestas y planes concretos para enfrentar el cambio climático, por eso la tituló cumbre de acción. En sus palabras de apertura de la Cumbre, Guterres les pidió a los líderes mundiales “no seguir cavando el profundo agujero en el que nos encontramos”.

Prácticamente casi en el inicio de la cumbre, digamos que fue el preámbulo, la Organización Meteorológica Mundial junto a las principales organizaciones de ciencia climática del mundo dieron a conocer el pasado domingo 22 de septiembre el informe United in Science o “Unidos en la Ciencia” que demuestra la evidente y creciente brecha entre los objetivos acordados para abordar el calentamiento global y la realidad actual. El informe detalla el estado actual del clima y muestra las tendencias en las emisiones y concentraciones atmosféricas de los principales gases de efecto invernadero.

Lo más revelador de este informe es que “la temperatura global promedio para 2015-2019 está en camino de ser la más cálida de cualquier otro período equivalente registrado. Actualmente se estima que aumentó en 1.1° C, un grado más por encima de los tiempos preindustriales (1850–1900). Las olas de calor en los últimos años han sido las más letales, afectaron a todos los continentes y establecieron registros récord de temperatura a nivel nacional”.

Los científicos que hicieron la investigación y elaboraron el informe destacan “la urgencia de una transformación socioeconómica fundamental en sectores clave como el uso de la tierra y la energía para evitar un aumento peligroso de la temperatura global con impactos potencialmente irreversibles”. En su investigación, los expertos también examinan herramientas para apoyar tanto la mitigación como la adaptación.

Todos estos acontecimientos no lo podemos ver al margen de nuestra sociedad de hoy o como simples espectadores, tenemos que convertirnos en actores activos, con planes y acciones concretas que deben comenzar en nuestros hogares, continuando en nuestros espacios laborales en las escuelas y todo cuanto nos toque vivir para unirnos a ese grito desesperado de Greta y evitar fallarle a nuestros hijos, amigos y familiares.

¡Suscríbase al boletín!

Suscríbase para recibir en su correo las noticias más importantes sobre economía y finanzas.
SUSCRIBIRME
close-link