Periódico elDinero

El análisis de Haivanjoe

Impacto macroeconómico de las remesas familiares en RD

remesas familiares republica dominicana

El tema de las remesas ha sido trabajado desde muchas perspectivas, especialmente las que abordan la disminución de la pobreza y la economía familiar. En esta oportunidad, el examen es realizado enfocado en aquellas variables macroeconómicas relacionadas con el fondeo de las divisas en la economía dominicana, así como su nivel de periodicidad.

La delimitación temporal del tema de las remesas abarca un período que van desde el 2010 hasta el 2018, dentro de los cuales han sido construidos varios indicadores, tales como la participación de las remesas dentro del total de divisas que ingresan al país, la contribución de las remesas sobre el monto total transado en el mercado cambiario, el aporte de las remesas al PIB, la cobertura de las remesas sobre las importaciones, la participación de las remesas en el nivel de las reservas internacionales, las remesas vs el financiamiento externo y un comparativo con las exportaciones.

Adicionalmente, el análisis también incluye una ponderación al patrón estacional de las remesas, las principales provincias del país receptoras de divisas; así como además los principales países donde se originan el envío de las remesas.

El bloque de indicadores mencionados y el resto de los aspectos señalados, son reveladores de la importancia que tienen las remesas familiares para una economía como la dominicana, que se beneficia de las divisas enviadas por su diáspora, en calidad de ahorro externo, sin que medie ningún costo para la economía local.

La economía dominicana ha venido recibiendo una creciente entrada de divisas desde el exterior, provenientes básicamente y en orden de importancia de cuatro fuentes: las exportaciones, el turismo, las remesas y la inversión extranjera directa.

Para el 2010 el total de divisas que ingresó a la economía nacional ascendió a US$16,686 millones, para el 2013 a US$ 20,741 millones y a diciembre de 2018 se situó en US$27,722 millones, para una tasa de crecimiento durante el periodo 2010/2018 del orden de un 66.1%. El equivalente del ingreso de divisas por los distintos conceptos indicados ha evolucionado de un 30.9% en el 2010 a un 34.0% del PIB en el 2018.

Del total de ingresos de divisas a la economía nacional, las remesas han manifestado un comportamiento que se ha movido entre un 20.5% a un 23.0% del total; lo que significa que aunque en términos nominales han aumentado, en términos relativos se encuentra prácticamente en el mismo nivel, al comparar los años extremos 2010 vs 2018 con un 22.0% y un 23.0%, respectivamente, y con relación a su contribución al PIB se ha movido de un 6.8% en 2010 a un 8.0% en 2018.

El incremento nominal de las remesas familiares recibidas en el territorio nacional ha permitido que su participación/aporte dentro del total de las operaciones en el mercado cambiario también haya evolucionado hacia el alza, al pasar de un 13.3% en 2010 a un 14.6% en 2018, para una variación positiva por diferencia de un 1.3%, indicativo también del rol que juega en la estabilidad sobre el tipo de cambio.

En lo referente al grado de cobertura que le ofrecen las remesas al nivel de importaciones que realiza la economía dominicana, la misma ha ido cubriendo cada año un mayor monto de las compras al exterior, aunque poco significativo, al pasar de un 24.2% en 2010 a un 29.3% en 2015 y al finalizar el 2018 en un 32.1%.

El comportamiento del referido indicador, sostiene la apreciación de que el impacto que tienen las remesas sobre la economía local le representa un costo cero, al permitirle que sin ninguna contraprestación en bienes y servicios, las remesas permiten fondear los niveles crecientes de sus importaciones.

En cuanto al porcentaje que representan las remesas sobre el nivel de Reservas Internacionales Netas (RIN) a diciembre de cada año, ha ido disminuyendo, al descender de un 110.1% en 2010 a un 85.1% en 2017, su nivel más bajo en la serie de años 2010/2018.

La economía dominicana recibió recursos externos por la vía del financiamiento al presupuesto de la nación en forma variada, pero en general ascendente, al moverse de US$1,564 millones en 2010 a US$2,786 millones en 2017; mientras que por concepto de remesas la economía fue receptora de recursos en divisas en montos que superan al financiamiento externo, que aunque también muestran variaciones hacia el alza y baja, en términos generales son cada año en un mayor monto.

Mientras que para el 2010 las remesas familiares superaron al financiamiento externo en US$2,119 millones, en 2015 alcanzó su nivel máximo, situándose en US$4,617 millones y al cierre de 2017 en US$ 3,126 millones; lo que indica la importancia que tienen las remesas en el fondeo de la economía nacional.

En cuanto al comparativo de las remesas familiares VS las exportaciones, la primera se sitúa por debajo de la segunda, al representar para el 2010 un 54.0% del total exportado y para el 2018 de un 60.0%, equivalente a un incremento por diferencia de un 6.0%, permitiendo ese dato sustentar también la apreciación del nulo esfuerzo que realiza el país para recibir divisas sin ningún tipo de contraprestación.

El patrón de comportamiento estacional de las remesas hacia la economía dominicana encuentra sus niveles de montos mínimos en la serie 2010/2017 en enero con una frecuencia de 7 de un total de 8 años, seguido por noviembre con 5 y en tercer lugar septiembre con 4; en contraposición se ubican los meses con los mayores montos de remesas recibidas, los que en orden de importancia son marzo y julio, empatados con 7 y diciembre con 6.

A nivel geográfico, cuatro son las localidades del país que han recibido los mayores montos de divisas por concepto de remesas, el Distrito Nacional lo encabeza con un 31.7%, seguido de Santiago de los Caballeros con un 14.8%, en tercer lugar la provincia de Santo Domingo con un 10.2% y en cuatro lugar la provincia Duarte con un 5.3%, representando las indicadas localidades un 62.0% del total de remesas al 2017.

En lo relativo a los países de donde provienen los mayores montos de remesas hacia República Dominicana, los Estados Unidos lo lideran con un 74.0% del total, seguido de España con un 13.0% y continua Italia con un 1.4%.

Los países emisores que encabezan la lista, los ya indicados precedentemente, no solo lo lideran; sino que durante todo el tiempo examinado han sido consistentes en su posicionamiento, en cuanto a la matriz de países emisores de remesas.

Como se ha podido apreciar en el examen realizado, el papel jugado por las remesas en la economía nacional es importante porque no se limita a la dotación de ingresos monetarios para la familia dominicana; sino que además, ha tenido una participación clave en términos de la cobertura que sostienen parte de las importaciones, el aporte a las reservas internacionales, entrada de divisas para el mercado cambiario y a la contribución al PIB.

¡Suscríbase al boletín!

Suscríbase para recibir en su correo las noticias más importantes sobre economía y finanzas.
SUSCRIBIRME
close-link