Periódico elDinero

Mercado global

Asia seguirá liderando el crecimiento global pese a riesgos, según el FMI

Agencia EFE Por: Agencia EFE Bangkok 0 Compartir 9 de mayo, 2017
inversion china

Asia-Pacífico seguirá liderando el crecimiento mundial, indicó este martes durante la presentación de su informe anual el Fondo Monetario Internacional (FMI), que alertó del riesgo que supone a medio plazo el proteccionismo, el rápido envejecimiento y la caída de la productividad.

La región conserva una perspectiva económica “robusta” y mantendrá el “impulso” en su crecimiento con una previsión del 5.5% en 2017 y del 5.4% en 2018, por encima del 5.3% del año pasado, según prevé el organismo financiero.

Los resultados mejoran la media global, cuya proyección de crecimiento se sitúa en el 3.5% en 2017 y un 3.6% en 2018, frente al 3.1% de 2016, expuso el FMI al presentar su memoria anual para Asia-Pacífico: “Preparando para mares agitados”.

El documento sustenta la perspectiva positiva para la región en el entorno global más favorable, con un mayor crecimiento en la mayoría de economías avanzadas y emergentes, en especial la de Estados Unidos, y de los exportadores de materias primas.

“Las señales de crecimiento en la región son alentadoras por el momento. El reto ahora es fortalecer y mantener este impulso”, dijo el director del FMI para Asia-Pacífico, Changyong Rhee, en un comunicado.

Por países, el FMI pronosticó para China una leve desaceleración con un crecimiento del 6.6% en 2017 y del 6.2% en 2018, debido al enfriamiento del mercado inmobiliario, y un menor crecimiento de los salarios y el consumo.

En Japón elevó la previsión para este año al 1.2%, impulsada por las políticas fiscales, mientras que en Corea del Sur prevé que el crecimiento sea del 2.7%, debido a un consumo débil y pese al repunte de las exportaciones.

India tiene una proyección del 7.2% en 2017, lo que sitúa su economía como la que más crece entre las mayores del mundo, una vez superado el impacto de la desmonetización de noviembre que provocó una grave crisis de liquidez en el país.

En el Sudeste de Asia, la mayoría de economías acelerarán su crecimiento impulsadas por el consumo doméstico.

En el informe, el FMI destacó la fortaleza mostrada en los últimos años por los mercados financieros de Asia pero instó a los países de la región a tomar medidas y acometer reformas ante futuros riesgos.

A corto plazo, el FMI advirtió del riesgo “sustancial” que supone un posible cambio hacia el proteccionismo ante el cual la región es particularmente vulnerable por el grado de apertura comercial de sus economías y de participación en la cadena global de suministros.

También alertó ante la incertidumbre por la política fiscal que promoverá Estados Unidos y las medidas reguladoras y comerciales que impulsará la nueva administración de Donald Trump.

A medio plazo, el FMI señaló las implicaciones que para varios países de Asia Oriental tendrá el fin del “dividendo demográfico” -propiciado por el mayor crecimiento del número de trabajadores con respecto al de personas dependientes- a medida que la población envejece.

La institución indicó que el ritmo de envejecimiento en la región es superior al que experimentaron en su momento Europa y Estados Unidos y con un nivel de ingresos por cápita inferior al que tuvieron en el pasado las economías más avanzadas.

El FMI advirtió de que varios lugares de Asia corren el riesgo de “hacerse viejos antes de hacerse ricos” y, en los casos de China, Hong Kong, Corea del Sur, Japón y Tailandia, sufrir recortes de entre 0,5 y 1 punto porcentual de su PIB en las próximas tres décadas.

Para ello, el FMI instó a la región a proteger a los mayores con el fortalecimiento de los sistemas de pensiones, y a favorecer la incorporación al mercado laboral de mujeres e inmigrantes para atenuar el impacto del envejecimiento.

El otro riesgo que, según la institución acecha Asia Pacífico, es la ralentización de la productividad que padecen sobre todo sus economías más avanzadas desde el estallido de la crisis financiera global en 2008.

El FMI advirtió que la falta de mejora de la productividad repercute en la mejora del bienestar y de las condiciones de vida.

Por ello, instó a los países de la región a tomar medidas como una mayor inversión en R+D y educación, y potenciar la liberalización comercial y la integración.

¡Suscríbase al boletín!

Suscríbase para recibir en su correo las noticias más importantes sobre economía y finanzas.
SUSCRIBIRME
close-link