Periódico elDinero

Energía

Clientes facturados, pero que no pagan el servicio eléctrico Más de 400,000 clientes reciben su factura, pero las distribuidoras de electricidad no reciben el pago

Jairon Severino Por: Jairon Severino Santo Domingo 0 Compartir 2 de noviembre, 2016
servicio electrico ede

Cada vez más las cifras se encargan de demostrar que la débil gestión comercial en las empresas distribuidoras de electricidad (EDE) constituye el principal reto a superar. De nada ha valido el panorama favorable que debió significar una rebaja en los precios del petróleo.

Los avances en materia de inclusión de nuevos clientes y mejoría en algunas de las variables más importantes no han logrado cambiar el panorama deficitario.

Las buenas nuevas están relacionadas con un incremento en la energía suministrada, de 11,548 gigavatios hora en 2012 a 13,078 gigas al cierre de 2015, para un 13.2%. Sin embargo, en este mismo período la expansión del producto interno bruto (PIB) fue de 21.9%.

La inyección de energía ha crecido de manera sostenida en los últimos años, aunque no al ritmo que demanda la economía. Esto no tiene nada que ver con la capacidad del sistema, sino con la orden de despacho de las distribuidoras en Organismo Coordinador del Sistema Eléctrico Nacional Interconectado (OC-SENI).

En 2012 fueron suministrados 11,548 gigavatios hora, mientras que en 2013 fueron 11,950, un aumento absoluto de 402 gigas, para un 3.5% de crecimiento. En 2014 fueron 12,428 gigavatios hora, un aumento de 478 respecto al año anterior, equivalentes a un 4%.

Durante el año pasado se suplió la mayor cantidad de energía con 13,078, un aumento de 650 gigavatios hora, equivalentes a un crecimiento de 5.2% respecto a 2014. En los últimos cuatro años, según el Informe de Desempeño, las pérdidas han bajado en 4.4 puntos porcentuales, de 35.5% a 31.1%.

Según el Informe de Desempeño de las Distribuidoras de Electricidad (2012-2015), los clientes facturados pasaron de 1,720,558 a 2,038,258, es decir, 317,000 más, para una crecimiento relativo de 18.5%. Los clientes cobrados, en este mismo período, pasaron de 1,268,857 a 1,630,890, lo que significa un aumento de 362,033, equivalentes a un 28.5%. En términos numéricos estas cifras dejan ver avances, aunque la proporción entre clientes facturados y cobrados es amplia, pues se mantiene sobre los 400,000.

El optimismo choca con la realidad de las cifras

El administrador de Edesur, Radhamés del Carmen Maríñez, es optimista y plantea que con el Pacto Eléctrico se puede llegar a reducir hasta un 15% las pérdidas en los próximos seis años. Lo planteó al tomar posesión del cargo.

El optimismo de las autoridades choca con lo que ha sido la tendencia de los últimos cuatro años. La diferencia entre los clientes facturados y cobrados por el servicio eléctrico se ha mantenido por encima de los 400,000.

En 2012, por ejemplo, los clientes cobrados representaban el 73.7% de los facturados (1.2 millón de 1.7 millón); en 2013 la proporción subió al 75.5%, o sea, de 1,854,186 clientes facturados se lograban cobrar 1,400,678, lo que significaba que 453,508 usuarios conectados regularmente no recibían facturas por su consumo.

En 2014 la cantidad de clientes facturados subió a 1,962,583, mientras que los facturados a 1,536,797, lo que significaba una diferencia absoluta de 425,788 (78.3%), mientras que el año pasado se registró una reducción de la proporción de clientes formalizados, pues estaba en 407,368. En 2015 las EDE cobraban al 80% de los clientes facturados, lo que significa que 1,630,890 de 2,038,258 clientes pagaban el servicio.

¡Suscríbase al boletín!

Suscríbase para recibir en su correo las noticias más importantes sobre economía y finanzas.
SUSCRIBIRME
close-link