Periódico elDinero

Visión Empresarial

Incertidumbre mundial versus incertidumbre local

Franklin Vásquez Por: Franklin Vásquez 0 Compartir 19 de marzo, 2020

Ya todo está consumido y consumado. El Partido Revolucionario Moderno (PRM) acaba de salir ganancioso de unos de los procesos electorales que mayores controversias ha generado en toda la historia de la democracia dominicana.

En efecto, con ese partido político obteniendo la mayoría de las alcaldía importantes del país, el panorama político da un vuelco, poniendo al Partido de la Liberación Dominicana (PLD), partido de gobierno, en quizás la más grande encrucijada de su existencia.

Así, mientras el PRM aglutina sus fuerzas vencedoras de cara a las elecciones nacionales y congresuales de mayo de este año, el PLD y sus aliados tratarán de recomponer sus fuerzas, disminuidas y divididas, tratando de que no llegue desangrado al certamen electoral referido.

Pero la incertidumbre que vive en estos momentos el mundo sobrepasa con creces la incertidumbre política que ha vivido República Dominicana desde hace más de doce meses, y probablemente este mundo ya no será el mismo como lo conocíamos. La pandemia del coronavirus tiene a todos en vilo y, al parecer, nadie está totalmente a salvo.

Europa, por ejemplo, ha entrado en pánico por la cantidad de casos positivos y el nivel de expansión de la epidemia. Italia, de su lado, ha cerrado sus fronteras y clausurado el comercio, excepto aquellos que están vinculados a la salud. Irán está en ese mismo camino, al igual que Alemania y Francia, países que han tomado medidas extremas para contener la propagación.

Estados Unidos, por primera vez en mucho tiempo, declara una emergencia nacional por el coronavirus, y de esa manera poder utilizar unos US$150,000 millones que le consigna la ley para estos casos, y así poder hacer frente a la situación. Nueva York, que antes no dormía, ahora parece que entrara en otra etapa de su existencia, y muchas calles de esa gran ciudad lucen vacías, sin compradores ni turistas.

De todo, lo que más nos preocupa es la economía mundial, pues ya empezaron los despidos en el sector turismo y luego vendrá la industria y, obviamente, el comercio; esto si no aparece una cura rápida para esta enfermedad. Y el colapso de las economías vendrá como bola de nieve.

Ya los mercados financieros internacionales han comenzado a resentirse y la tendencia es a la baja en el precio de las acciones. En estos casos, es común que las Mipymes se resientan más que las empresas grandes, pues no tienen forma de hacer frente a inventarios que no encuentran compradores, ni tienen ahorros para pagar a empleados durante la crisis.

Mientras tanto, en República Dominicana se le había ocurrido a los genios que militares y policías vayan casa por casa para darles instrucciones de cómo deben actuar frente al coronavirus. Y no es un chiste.